jueves, 16 de octubre de 2008

LA CAMPAÑA DEL ODIO CONTRA GUAYAQUIL (2): GUAYAQUIL ES LA CULPABLE.

Correa en la 9 de Octubre Rodeado de...
¿Admiradores con terno café y gorra de plato?
Escucha este Artículo en Audio

He recibido un mail en el que una persona, a quien he llegado a apreciar, me pide que "modere" el tono de mis posts. Me indica que con los calificativos que uso al describir las declaraciones de Correa estoy “contribuyendo a regar el odio” que trato de combatir. Que los títulos de los posts son “demasiado sensacionalistas” y que estamos en un momento en que debemos “sumar esfuerzos” por el bien del Ecuador. Me ha dejado pensativo…

Se me pasó por la cabeza publicar el mail íntegro para ver cuantos de los lectores coinciden con esa opinión, pero el hecho de que la critica se hiciera vía mail y no vía comentario en el blog, demuestra el carácter privado que quiso darse al mensaje, y yo, respetuoso que soy de estas cosas, no voy siquiera a solicitar permiso para publicarlo, peor hacerlo sin permiso expreso del autor o autora.

Sin embargo, considero necesario aclarar ciertas cuestiones para todos los que piensen de esa forma sobre mis posts y para los lectores en general:

1.- Si bien me considero apasionado, impulsivo y artificiosamente ampuloso en el ejercicio de la palabra escrita, procuro mantenerme apegado a la verdad y al significado literal y retórico de los términos que utilizo;

2.- Creo que rebatir y desenmascarar, dando una interpretación literal y enfatizando en los trucos que VILMENTE UTILIZAN, a los políticos que nos malgobiernan no sólo NO contribuye a “regar el odio” (esto de regar el odio me ha calado hondo de verdad), sino que lo combate. Quedarse callado o actuar con tibieza ante evidentes actos de infamia resultaría cobarde y contraproducente para todos.

3.- Juzguen Uds. si creen que soy exagerado al pensar que estamos presenciando una campaña de odio, y escuchen las gravísimas palabras LITERALES de boca del mismo Sr. Correa:

CORREA: “…ya por favor no nos engañemos: hablemos la verdad. No existe tal modelo de desarrollo exitoso en Guayaquil. Lo que ha existido es un fuerza política, económica, social, informativa que ha puesto de rodillas, ha controlado todos los gobiernos y a succionado recursos para sus intereses PERJUDICANDO AL RESTO DE LA PATRIA…”

Hagamos una pausa. ¿Quieren, de verdad, que me quede callado ante ese comentario? ¿Alguien piensa, sinceramente, que esa declaración no fomenta el regionalismo más atroz y el odio hacia Guayaquil? Si esas palabras hubieran salido de un político serrano: ¿Cuál sería la reacción de la progresía guayaquileña?

Tratando de justificar lo injustificable, habrá defensores del sembrador de vileza que opinen que Rafael se está refiriendo al Partido Social Cristiano y que soy yo el que comete un error al personificar ese partido con la ciudad de Guayaquil, pero estarán equivocados. Les doy varios motivos:

Correa es quien intenta identificar un “falso” progreso de Guayaquil con los “intereses particulares” de una “fuerza política”, tratando, siempre, de buscar culpables a quien acusar de los males del país. En este caso, y tal como era su propósito cuando quiso distorsionar la realidad del financiamiento del Malecón 2000, quiere vendernos el cuento de que si Guayaquil ha disfrutado de cierto progreso, esto se ha producido porque se lo ha quitado al resto del País. De esta manera, el progreso de Guayaquil deja de ser el motor económico de la Nación para, desde la turbia perspectiva Correísta, pasar a ser, nada menos que, una especie de vampiro que ha vivido engordando a costilla del resto.

Basta repasar las cifras de aportes tributarios de Guayaquil para darse cuenta de que el caso ha sido exactamente el contrario. No es ni siquiera necesario repasar esas cifras, a simple vista se puede observar cual ha sido el flujo migratorio interno en el país. Los ecuatorianos han migrado a la ciudad que les ofrecía más oportunidades de progresar. Tratar de culpar al progreso de la ciudad que los acoge de la falta del mismo en sus lugares de origen resulta tan absurdo como acusar a España o Italia, por ser receptores de migrantes ecuatorianos, de los despropósitos de nuestros gobernantes.

Sigamos escuchando la sarta de falsedades distorsionadas del primer mandatario:

“…Y la principal perjudicada con esas políticas de corto plazo, ha sido la propia Guayaquil, porque con la INEQUIDAD REGIONAL ¿Qué ha hecho? Olas de inmigración. Y ahí tenemos la serie, kilómetros de kilómetros de barrios marginales que afectan a la propia Guayaquil, a la gente que vive en esos barrios que no tiene agua potable, que no tiene alcantarillado, y darle esos servicios es costosísimo…”

“…si hubiese habido un desarrollo más armónico, Guayaquil no tendría los barrios marginales que tiene en estos momentos, por favor. ¿Acaso esa gente es loca para querer dejar a su Naranjal, a su Bucay, a su Tenguel, a su tierra tan querida, e ir a instalarse en Guayaquil? No. Lo hacen por necesidad, porque allá no han tenido carreteros, no han tenido teléfono, no han tenido luz eléctrica, nada… Entonces, ojalá entiendan que la principal perjudicada con ese modelo de desarrollo, entre comillas, que ahora quieren hacerlo parecer como exitoso y ha sido tan solo la IMPOSICIÓN DE LA FUERZA, ya, la LEY DEL MAS SABIDO, etc. La principal perjudicada ha sido Guayaquil… ¿Y estos hablan de centralismo?”

¿”Con la INEQUIDAD REGIONAL qué ha hecho”? De nuevo el portento de podredumbre intelectual aflora por lengua y gracia del Sr. Correa Delgado. De acuerdo a su infinita sabiduría, debemos entender que la Inequidad Regional la ha causado Guayaquil y su modelo de desarrollo. Pero que, al maquiavélico plan urdido por las élites oligarcas del puerto principal buscando vivir de grateche explotando al resto de los ecuatorianos quienes, por filantropía o enajenación mental, se someten al esclavismo, para que, en Guayaquil disfrutemos de un ostentoso e insultante nivel de vida, le ha salido el tiro por la culata porque cómo no les dejábamos progresar en sus pueblos, han decidido vengarse trayendo la miseria al cinturón de pobreza que rodea la ciudad. Se hacen imprescindibles algunas aclaraciones:

1.- El migrante interno viene a Guayaquil porque es la única ciudad que le ofrece, al menos, oportunidad de progresar, y lo hace con los brazos abiertos. El migrante campesino, cuyo único activo son sus ganas de trabajar y su propia habilidad conoce perfectamente dónde se valoran sus características como trabajador. Molesta decirlo pero para el migrante del campo, ciudades como Quito que apenas abren su espacio para pseudo intelectuales, aspirantes a pequeñoburgueses, funcionarios o burócratas (¿en qué ciudad trabajaba el Rafa este antes de ser ministro?), no existe un futuro, mientras que, en Guayaquil, sienten que se aprecia el espíritu emprendedor y las ganas de progresar por encima de valoraciones académicas.

Adoro Quito (a pesar de su horripilante tráfico y lo mal que preparan el arroz, que siempre queda como reventado y de grano fofo), pero si fuera un campesino sin oportunidades en Esmeraldas, consideraría la opción de ir a "buscarme la vida" a Guayaquil mucho antes que a la capital.

No creo que resulte tan difícil de comprender, pues, la motivación del flujo migratorio interno responde exactamente al mismo patrón que la migración al exterior. La gente no migra hacia Venezuela, o Cuba, sino a países dónde se respeta y se valora la propiedad privada, comenzando por las habilidades de cada uno.

2.- Correa se contradice cuando afirma que la causa de que los habitantes de Naranjal, Bucay o Tenguel abandonen sus bucólicos paraísos reside en que allá no tienen teléfono, electricidad, y luego dice que llegan a los kilómetros y kilómetros de barrios marginales donde siguen sin tener nada de eso. ¿En qué quedamos entonces?

Si no se entienden las causas reales de los movimientos migratorios, si no se comprenden conceptos como beneficio marginal, desarrollo de potencial humano, variedad de oportunidades o libertad para elegir como legítimos anhelos del ciudadano, no llegaremos a ninguna parte. ¿De qué le serviría tener electricidad y teléfono a un muchacho en un poblado perdido en el Puyo, si su deseo y su capacidad es ser diseñador de software, en lugar de campesino como su padre y el Estado Central quieren que sea? Además, ¿desde cuando es responsabilidad de Guayaquil llevar electricidad y teléfono a otros cantones? ¿No son y siguen siendo las telefónicas y las eléctricas empresas del Estado Central? Ahora, además, son sectores estratégicos de competencia EXCLUSIVA e IRRENUNCIABLE para el centralismo constitucional correísta.

3.- ¿“Imposición de la fuerza y la ley del más sabido”? Para Correa esa es la definición de lo que ha sucedido en Guayaquil en los últimos 15 años. Pareciera que el ingrato Presidente pretende, con esa ingeniosa frase, hacernos creer que Guayaquil progresa oprimiendo y estafando al resto del país. Siguiendo con la lógica de que no estuviera criticando a Guayaquil, sino a los Socialcristianos, significaría esto que, si algo de progreso nos ha quedado a los Guayaquileños, este es fruto de las migajas de lo que las élites oligarcas de dicho partido han dejado caer del expolio al que han sometido al resto de los ecuatorianos. Pues casi habría que darles las gracias, porque de no haber sido así supongo que tendríamos que vivir de la caridad de los habitantes de otras provincias, claro.

Y yo me atrevería a preguntar, ¿dónde quedaron los miles de millones de dólares que el Estado Central recibió de los ingresos petroleros, o de los impuestos, antes de que, según la imaginación purulenta y protoclasista del Sr. Correa, los socialcristianos desde Guayaquil lo succionaran con fiereza de bebé hambriento ante pezón desbordante?

Sinceramente, sigo pensando que Correa ha decidido que su asalto al poder pasa irremisiblemente por destruir y enfrentar, fomentando el odio y el rencor, a ricos contra pobres, a izquierdas contra derechas, campesinos contra citadinos, aduladores contra críticos, y ahora a la Patria contra Guayaquil. Le gusta, como diría Alfredo, ser el gran disociador y pescar a río revuelto. Por eso insiste con el discurso del supuesto separatismo, y ahora acusa directamente de la pobreza y las inequidades del país al modelo de desarrollo de Guayaquil.

¿Y quiere que nos quedemos callados, le riamos las gracias o respondamos con tibieza, porque, de lo contrario, seremos nosotros los que estaremos “regando el odio”?

28 comentarios:

AlfredoV dijo...

Juan Montalvo, parece que vamos entendiéndonos.
Correa pone por encima de todo su afán de destruir, de desagregar, de disociar. Parece que es la forma como él relaciona la palabra PODER (destructivo, nunca constructivo). Sino, veamos qué se ha hecho en estos casi 2 años de gobierno?.
Además, tengo más historias de su paso por los Scouts en donde se evidenciaba su afán por DIVIDIR.

Por otro lado, hay que reconocer que el odio hacia Guayaquil no es invento de Correa, es algo mucho más antiguo. Correa, o mejor dicho Alvarado utiliza marketeramente esto, seguramente resultado de varios FOCUS GROUP con gente de diferentes clases sociales (reales y psicológicas).
No voy a remontarme a la historia pues no soy un estudioso de ese tema, pero solo hay que tener sentido común para entender que los políticos de turno han "metido" en el imaginario colectivo que Guayaquil es la culpable de la postración de sus ciudades (serranas y costeñas).

He viajado por trabajo alrededor de gran parte del país, y en todos lados he escuchado lo mismo. "Nuestra ciudad no se ha desarrollado por culpa de Guayaquil". Claro que cuando les preguntaba si sus Alcaldes o Prefectos han sido ejemplos de trabajo y honradez, me decían la verdad: "todos robaron y no han hecho obras".
Pero por otro lado vemos ciudades como Loja, Cotacachi, Cuenca, Riobamba, Manta y ahora Machala; que prosperan cuando deciden DEJAR DE CULPAR A OTROS DE SUS FRACASOS.

Estoy de acuerdo contigo que decir esto no es dividir al país, es aceptar la realidad: SOMOS DIFERENTES. Tenemos distintas formas de enfrentar la vida o como llaman los románticos DIFERENTE COSMOVISION.
Y, en lugar de querer cambiarnos unos a otros, debemos respetar nuestras diferencias y trabajar sobre nuestras coincidencias.

Creo que el enemigo está identificado, sus tácticas, rutero y objetivo, clarificados. No sigamos siendo ingenuos.
Ahora toca unirnos en un solo puño para defender la tierra que nos heredaron a fuego y sangre nuestros abuelos.

Guayaquil, vive por tí.

PD. la dirección era ecuadorpositivo@ymail o gmail???

Anónimo dijo...

hasta cuando Correa?? ya eres dueño de todo el país, por eso estas dolido y acomplejado porque guayaquil no te deja aplastarlo y ya no te cree tus mentiras que regalando un bono te compras los votos, tienes que enseñar a pescar y no regalar el alimento porque asi no es el progreso

Anónimo dijo...

pfftt comentarios de alfredov me dan risa con todo respeto y sin animo de ofender....

Entiendan que nadie culpa a Guayaquil de nada....Muchas frases populares como el famoso comentario de que "Quito no quiere que Guayaquil tenga su aeropuerto y x eso el gobierno de Borja estanco negociaciones con el gobierno Japones..." son puras chismerias auspiciadas x los ignorantes que se jactan de ser amantes de su ciudad pro no tienen una idea clara y concisa de lo q significa amar a tu ciudad pero mirar tbien a tu pais...

Nunka mas generalicemos ideas o conceptos sobre nuestra identidad eso nos mantiene estatisados

ATTE SEBASTIAN

elguayaco dijo...

JM esto es resultado del odio que Rafael Correa tiene a Guayaquil y sus autoridades al no haber ganado en las ultimas elecciones y ahora quiere seguir aumentando el regionalismo que existe en contra de una Ciudad que lo unico que ha hecho en trabajar y dar trabajo a todos los ecuatorianos, ya sabemos que Guayaquil es la ciudad que mas aporta al fisco en impuesto y que los impuestos de Guayaquil viven casi la mayoria de las otras provincias del pais por eso no quieren que Guayaquil sea autonomo se les iria la gallina de los huevos de oro sigue adelante que mientras otros estan adulandolo aca habemos personas que nos damos cuenta de la verdad, ya es hora que este señor se ponga a trabajar y no culpe a una ciudad del escaso desarrollo del pais.

Anónimo dijo...

respuestas folkloricas

Guayaquil aporta con el 21.5 % del pib del pais y Quito con el 19.3%..

Imbabura siendo una provincia industrializada tiene algo que reclamar a guayaquil??

Loja y Cuenca ejemplos de desarollo tienen algo q reclamar a Guayaquil??

Quito la ciudad q carga la cruz de su desarollo por el supuesto Quiteñocentrismo tien algo q reclamar a Guayaquil??

Quitemonos las vendas y libremonos del oscurantismo al que estamos sometidos..

Juan Montalvo dijo...

"Imbabura siendo una provincia industrializada tiene algo que reclamar a guayaquil??

Loja y Cuenca ejemplos de desarollo tienen algo q reclamar a Guayaquil??

Quito la ciudad q carga la cruz de su desarollo por el supuesto Quiteñocentrismo tien algo q reclamar a Guayaquil??"

Estoy seguro que no, ni tampoco al contrario: Guayaquil sabe que aporta con más de lo que recibe a cambio, pero lo hace con orgullo.

Lo que me molesta es que los centralistas se festinan esos aportes, gastan sin invertir, ocupan porcentajes abusivos del presupuesto en gasto corriente, y luego le echan la culpa del subdesarrollo a cualquiera menos a su ineficacia (por no hablar de su corrupción):

La deuda externa, el imperialismo yankee, los desastres naturales, la banca, ahora es el Guayaquil Succionador... ¿HASTA CUANDO??? Mañana le echarán la culpa a los Marcianos... todo menos recortar burocracia, reducir el tamaño del estado y reconocer que el modelo estatista colectivista, el ogro filantrópico, no funciona.

En cualquier caso, con esta manía de Correa de buscar culpables reinventando la historia, está jugando con fuego.

No es posible que un Jefe de Estado acuse a una Ciudad de perjudicar al resto del país... ¿Este es el diálogo conciliador que buscaba? Con razón que en su cadena sobre la Universidad católica decía que llamar Majadero a alguien era invitar al debate en democracia...

Alfredo V dijo...

Sebastian y Anónimo.

Lo que sostengo es que el regionalismo ha existido siempre. Más muestras? El propio ex alcalde de Loja (Bolívar Castillo) argumentaba que la división de Guayas era lo mejor, pues Ecuador era Bi-Centralista, refiríendose a Guayaquil y Quito. Debo confesar de que admiro a este Castillo por haber convertido a Loja en un ejemplo de ciudad ecológica, lástima que el que lo reemplazó no siguió sus pasos.

El regionalismo es lo que ha sumido en el retraso mental a muchos.
La manera de vivir en armonía es respetar las visiones de cada quien y conjuntar voluntades para hacer cada día un país mejor para todos; unidos nacionalmente, pero actuando localmente lo mejor que podamos.

Eso, lastimosamente está muy lejos de suceder.

Alguien me puede explicar porqué no convertimos a cada provincia en Estados Federados?..Disculpen mi ignorancia.

kozic dijo...

Pero Correa habla del modelo ddesarrollo, no de la ciudad en sí.

Por supuesto, lo hace porque acá está Nebot. No hay que ser genio para ello.

Bajo el mismo criterio con que dicen que Correa odia a Guayaquil por criticar el modelo de Nebot de los últimos años, cualquiera podría decir que ustedes odian a Ecuador por criticar el modelo de Correa. Y no creo que eso sea así.

Me parece que está mal direccionada la cosa.

Juan Montalvo dijo...

kozic,
Sinceramente, yo creo que lo que intenta es destruir todo aquello que con su éxito pueda demostrar que existen vías diferentes, y mejores, a la que él propone.

El odio a Guayaquil es el resultado de su estrategia (la de Correa) de destruir su oposición. Basa todo en extrañas suposiciones, en una película rara de la que está convencido y no le importa acomodar los datos históricos para probar su punto (lo de terjiversar el asunto del 25% al impuesto sobre la renta es significativo).

Yo no creo que Correa odie a Guayaquil (aunque ya no sé que pensar) creo que es un hombre de muchos rencores que odia todo vestigio de lo que él considera, pienso que falsamente, que son los culpables de las muchas injusticias que ve a su alrededor.

Yerra en la apreciación, porque sencillamente la raiz del problema de la pobreza no está dónde él cree que está, y yerra, y esto es lo más grave, en el método para combatir el problema porque en su afán de destruir, adoctrina mentes en su particular visión sin permitir el más mínimo resquicio de duda o debate, y sus seguidores interpretan sus palabras de forma muy peligrosa. No se puede estar insultando, llamando"pelucones explotadores" a los empresarios o a cualquiera que tenga un patrimonio acomodado, y lavarse luego las manos si se crean conflictos o delincuencia. Los episodios de los recientes invasores de tierras son una muestra más de los resultados de la interpretación popular de las palabras del mandatario.

Si Correa dice que esto es lo que ha sucedido en este país, tiene que demostrarlo con pruebas en los tribunales de justicia, no lanzar acusaciones generalizadas más propias de "corrillo cervecero" que de un discurso desde la jefatura del Estado.

No se puede acusar de "perjudicar al resto de la patria" a nadie sin pruebas porque es lanzar a la patria en contra, tanto de quien acusas, como en contra de los "beneficiarios" de sus fechorías (en este caso la Ciudad de Guayaquil y todos los que vivimos en ella disfrutando de los resultados de ese perverso modelo). Correa lo sabe y, aún así, prefiere correr el riesgo de una situación que se le vaya de las manos, a moderar su lenguaje.

Omar Ochoa dijo...

Juan Montalvo, te lo dejo de tarea para que agregues un poco más el análisis, chequea el estudio del Mateático Juan Jose Illingworth, donde el demuestra el odio desmezurado del mismo gobierno hacia Guayas y Guayaquil, aportando mucho menos de lo que se aporta en las demás ciudades de la región. El analísis lo hizo en una entrevista en canal 1 con Andrés Carrión, y por lo visto también lo hizo en CN3, en el cual por ser canal del gobierno, prohibieron la difusión del mismo.

kozic dijo...

Juan.
Cuando yo tenía 10 años, es decir, cuando aprobaron la ley del 25%, mis paisanos en El Oro ya hablaban acerca de lo injusto que resultaba que muchas de las empresas, sobretodo bananeras, que tenían sede en guayaquil, pero que producían allá, tributaran al municipio. Sabemos que era voluntaria y que quien paga es el dueño, pero detrás de eso hay un montón de trabajo de personas que viven allá.

No olvidemos que quien la firmó fue Nebot, que en ese tiempo era, no sé si Presidente del Congreso, pero en todo caso, diputado nacional, y el alcalde de Guayaquil era Febres-Cordero. Podría decirse que era una ley completamente dirigida.

Es decir, existía la posibilidad de tributar en un gobierno seccional, pero no donde se produce, negando, por ejemplo, a la provincia de El Oro, tener una buena parte de lo que constituye su principal actividad económica.

Juan Montalvo dijo...

kozic,

Te equivocas. Las personas jurídicas (empresas) y físicas (ciudadanos), independientemente de dónde tengan su lugar de residencia (que efectivamente no tiene por que ser el mismo que su lugar de trabajo) tributan a la Renta al Estado Central, con lo cual, así hubieran sido empresas de El Oro, con sede Social en el Oro, podían decidir donar su 25% a cualquier municipio, incluso orenses que no vivieran ni trabajaran en El Oro, podrían haber donado ese % para obras en Machala.

Otra cosa es que, empresas con actividades en El oro, tengan su sede principal en Guayaquil y de pronto la estadística que indica cuanto tributo se genera en Guayaquil pudiera entenderse como distorsionada, sin embargo no es así, ya que la decisión de dónde ubicar la residencia es libre y privada. De hecho, precísamente por eso, en Países con modelos federalistas o autonómicos, las regiones compiten ofreciendo ventajas fiscales para atraer capitales.

Este concepto errado de asociar riqueza con recurso natural, en lugar de con capacidad del individuo de generar valor agregado, está muy extendido.

Pensemos lo siguiente, Juan Pigüave tiene unos familiares en miami que le envían una renta mensual de $5000, más que suficiente para no trabajar y vivir muy cómodamente con ello.

Le encanta el clima saludable de Playas y se ha comprado una casita allá para vivir el resto de sus días. Ecuador es, por tanto, su lugar de residencia tributaria.

¿Dónde paga su impuesto sobre la renta? Donde Papito Correa. Si se muere: ¿quien se queda con 35% de su patrimonio como si fuera su descendiente genético? El Papi Correa con su ley de Equidad Tributaria. Son las cosas que tiene este feo asunto de robarle a la gente (usar coerción para apropiarse del dinero de otros ¿no es robar? si hasta el nombre lo dice "Impuestos")...

En fin, espero haber podido aclarar partede tus dudas. Estoy camellando un tema que tengo que presentar el día lunes y son las 2h45 am del domingo, así que puede que este comentario sea simple psicobubble de insomne agotado...

Recibe un cálido abrazo Montalvino, amigo migrante orense... ;P

AlfredoV dijo...

Kozic, felicitaciones por que al fin se hacen obras en Machala.

Tengo familia en Pasaje y Machala, viajo con regularidad por trabajo y es satisfactorio ver que por fin Machala va tomando tintes de Ciudad: organizada, limpia, en fin bella.

Sean críticos de su alcalde cuando cometa errores, pero apoyen inclaudicablemente cuando obre en beneficio de la Ciudad.

Soy un convencido de que lo único que salvará a este país es el Municipalismo, allí donde cada ciudad diseñe y planifique su propio modelo de desarrollo (rural o urbano) dejando al Estado únicamente el papel de regulador y compensador de diferencias (solidaridad).

Saludos,
AV

Anónimo dijo...

solo unos comentarios ante tu despliegue de grosería e ignorancia: si en realidad pretendes ser objetivo revisa los datos, estudia la historia y acercate a la realidad. Respecto a tus comntarios sobre Quito, que solo demuestran el prejuicio mediocre y reproducen el ícono regionalista que manejan en Guayaquil, aqui no solo hay burocratas, busca los datos sobre empresas, producción, participación del PIB, pago de impuestos a la renta e IVA, entre otros datos (podrías ver también el listado de las 500 empresas más grandes del país). Si eso no te convence de tu ignorancia y del grado de tu prejuicio regionalistga, entonces analiza los datos sobre migración interna en el Ecuador, para ver si es verdad que las migraciones solo se dirigen hacia Guayaquil y para ver como son en realidad los flujos migratorios. Tanto así que incluso los guayaquileños vienen a Quito en busca de mejores días. Otro dato que deberías observar es cuantos afiliados al IESS existen en Guayaquil y cuantos en otras ciudades del país, en terminos relativos a la cantidad de habitantes, para que te des cuenta de lo mal e ilegalmente son tratados los trabajadores en Guayaquil. Todas estas no son apreciaciones, son datos frios y crudos que demuestran la realidad.
Respecto al permanente chantaje que las autoridades de Guayaquil han sometido a todos los gobiernos, incluso llegando a amenazar con la separación del Ecuador y el tan mentado "Guayaquil independiente" esto es rigurozamente cierto. Y es cierto desde antes de que el Ecuador exista rastreandose las constantes amenazas y las permanentes intrigas de las autoridades y familias pudientes de Guayaquil desde las más tempranas épocas coloniales, en las que Guayaquil inumeras veces indispuso a las autoridades de la real audiencia con las del birreynato, provocando más de una vez el cambio de la real audiencia de Quito a la dependencia de Lima o de Bogota de acuerdo a intereses que jamás tubieron en cuenta otra cosa que el beneficio de unos pocos adinerados. Guayaquil recibe del Estado más recursos de los que genera, esa es otra realidad fría y dura que se la puede ver en las cifras. Guayaquil históricamente se opuso a la existencia de cualquier otro puerto en el Ecuador y bajo sus amenazas y presiones se promulgo la vergonsoza "ley de reserva de carga" que cargaba con impuestos a cualquier mercadería que utilizara otro puerto que no fuera el de Guayaquil. Numerosas veces, desde la colonia, Guayaquil se opuso a la idea de las autoridades de que la capital contará con un puerto más cercano y más adecuado que el de Guayaquil, como podían ser el de Manta o el de Esmeraldas, oponiendose y boicoteando la construcción de vías que permitieran la utilización de estos puertos. En fin Correa se quedó corto. Solamente estudia y lee un poco antes de insultar. Es más difícil, lo se, pero te enriquecerá el espiritu.

A. Arias

Anónimo dijo...

A Arias, te faltaron algunos datos, como por ejemplo el de que se cargaba con un impuesto, no se si solo a Quito o a todo el país, específicamente dirigido, por ley, toda su recaudación, para financiar el agua potable exclusivamente de Guayaquil.
Respecto a lo del 25% para el malecón, J Montalvo te equivocas puesto que la ley de la "donación" del 25% del impuesto a la renta fue creada exclusivamente para financiar el malecón 2000, solamente años después y ante la justa indignación del resto del país y la presión de los alcaldes, se cambió la ley para que se pueda donar a cualquier municipio, consejo provincial y algunas universidades. En todo caso fue una distorsión que afortunadamente se eliminó, puesto que no se puede "donar" algo que no es propio y el impuesto es del Estado, no del pagador del mismo.
Otro error: no es Guayaquyil la ciudad que más tributa si no Quito. Tampoco es Guayas la provincia que más tributa si no Pichincha. Y si se hace la diferencia con relación al numero de habitantes o de empresas, la diferencia es aún mayor. Realmente Guayaquil siempre se ha opuesto a pagar impuestos y las broncas históricas que dice A Arias en la Colonia, fueron por que Guayaquil no quería pagar tributos y vivía del contrabando.... y eso sigue siendo en gran medida cierto. Por eso a Guayaquil le resultaría muy difícil independizarse: no tiene una buena cultura tributaria y, en efecto, recibe del estado más de lo que aporta. Otro dato interesante en esto de esclarecer las relaciones de Guayaquyil con el resto del país es el de la crisis bancaria del 99-2000: sacando las cifras netas hubo una transferencia de recursos por cerca de 6000 millones de dólares de depositantes de todo el país (principalmente de Quito y la sierra) a unos pocos banqueros (principalmente de Guayaquil) que malversaron esos fondos.
Desde luego esto no quiere decir que sean los guayaquileños los malos ni que toda la ciudad sea la culpable, pero si pone en evidencia una forma histórica de comportamiento de las mal llamadas "élites" guayaquileñas.

Saludos amigos.

Anónimo dijo...

Amigo anonimo lo q publicaste lo e intentado hacer todo este tiempo...
El mito de que Quito es una ciudad mantenida cae pero al rato, las tributaciones siempre han sido de mayor carga a la ciudad de Quito sopretexto de que nuestra calidad de vida soporta un mayor pago de impuestos y x ultimo las elites guayaquileñas y de todo el pais no es un invento de papaito correa sino es una realidad q ha sido tapada y lo peor maquillada como "el buen criollo para el pais.."

ATTE SEBASTIAN

Endivio Roquefort I dijo...

Anon:

"Cultura tributaria" es un oxímoron.

Juan Montalvo dijo...

Es un poco tarde y llevo un par de días de intense trabajo (por eso no me ha dado tiempo ni siquiera a postear) pero no puedo dejar pasar por alto las visitas tanto del Sr. Arias como del posterior anónimo, ilustres defensores del agravio comparativo del rancio regionalismo del que parece aquejado nuestro adorado mandamás...

Empezaremos por el Anónimo que suma y sigue en la apreciación del Sr. Arias:

“Respecto a lo del 25% para el malecón, J Montalvo te equivocas puesto que la ley de la "donación" del 25% del impuesto a la renta fue creada exclusivamente para financiar el malecón 2000, solamente años después y ante la justa indignación del resto del país y la presión de los alcaldes, se cambió la ley para que se pueda donar a cualquier municipio, consejo provincial y algunas universidades. En todo caso fue una distorsión que afortunadamente se eliminó, puesto que no se puede "donar" algo que no es propio y el impuesto es del Estado, no del pagador del mismo.”

Este párrafo no tiene desperdicio. El asunto de entrecomillar la palabra “donación” que anónimo se encarga de endulzar en la frase final asignando propiedad del impuesto sobre la renta al Estado que recauda e disparatado.

Primero, no queria entrar a discutir sobre los “impuestos” ya que la misma palabra indica que son “imposiciones” coercitivas de una persona jurídica como el Estado sobre una persona física (el ciudadano): Si el amigo anónimo, fruto de su mucho esfuerzo laboral, recibe su quincena, y cuando sale del banco un ladrón se lo roba, ese dinero ¿de quien es? Si el mismo anónimo vive en un edificio en régimen de propiedad horizontal, donde paga $100 de alícuota, antes de entregar voluntariamente ese dinero al edificio, ¿de quien es? ¿Quién generó esa riqueza y por tanto es el legítimo propietario de la misma: anónimo con su trabajo, o el administrador del edificio que va a dar uso de la misma?

Me temo que, hasta el momento que se entrega y por ende se hace una transferencia de dominio sobre esa riqueza generada, ese dinero es del amigo anónimo.

Si un padre que trabaja le da una alícuota semanal de $20 a su hijo, ¿de quien es ese dinero? ¿Y si un día decide darle sólo $10 y usar los otros $10 en donaciones a obras de caridad: ¿no tiene todo el derecho a hacerlo? O mejor, y si un día le dice a su hijo, “Sólo te doy $10, pero aquí tienes este libro que vale $10 y que te va a dar sabiduría por mucho más valor que las bielitas en que ocupas normalmente esos $10 con tus panas…” ¿es el hijo el que le está cediendo sus $10 al padre?

Podríamos seguir y seguir poniendo ejemplos, pero sería una discusión estéril ya que anónimo, con su evidente “cultura tributaria Quiteña” da por sentado que todos somos siervos del Estado que tenemos que trabajar para financiarlo.

Con esa filosofía, en la época de la Colonia, los impuestos que exigía el rey de España eran de él (del Rey) y no de los indígenas y criollos que vivían allende los mares, levantarnos contra esa infamia y luchar por nuestra independencia fue, de acuerdo siempre a esa particular visión del mundo, una infamia de la que debemos arrepentirnos.

Adicionalmente: la enorme indignación del resto de los Municipios supuestamente agraviados con la ley del 25%, hace que anónimo se contradiga: Si según él, según Arias, Sebastián y según el propio Presi, Guayaquil era un chupóptero que vampirizaba al resto del país recibiendo más de lo que entregaba, ¿Cuál es el problema de donar el 25% de lo poco que entregaba a una obra en la misma ciudad que generaba ese impuesto? ¿En qué le afectaría esto al Estado Central si, según estos matemáticos tributarios, de por sí ya recibía menos de Guayaquil de lo que le daba a cambio?

Si a eso le juntamos que se trataba de un acto VOLUNTARIO, que sólo aquel que lo decidiera hacer donaba ese proporción de la parte de su patrimonio que cedía al Estado, ¿por qué debían sentirse agraviados el resto de los municipios que obviamente se financiaban sin dinero de Guayaquil? La lógica CENTRALISTA-REGIONALISTA-MIOPISTA (si es que existe esa palabra) de estos señores se desmorona por matemática simple.

¿No se dan cuenta de que lo que dicen no tiene ni pies ni cabeza y cae en el absurdo de la sinrazón?

La crisis bancaria 99-2000 tiene muchas lecturas: Petróleo a $7, la corriente del Niño más salvaje de los últimos 50 años, la mancha blanca en el camarón, a costa destruida mientras la sierra, gracias a Dios, se mantuvo, como casi siempre, impoluta e inmune protegida por las cumbres andinas que son, en gran medida, responsables de los efectos devastadores de las lluvias en la costa (no es regionalismo, es una realidad geográfica: la humedad marina choca con las cumbres y se acumula en la costa donde se descarga con brutal crudeza, y esto no es culpa de nadie, por si acaso). Si le añadimos décadas de desatención y presupuestos recortados enviados por migajas desde el Gobierno Central (situado en Quito) que hizo muy difícil la inversión sostenida en infraestructuras para defendernos de los embates de ese y otros fenómenos naturales) desembocaron en la quiebra del sector productivo costeño, arrastrando al sector financiero que facilitaba el crédito.

Estoy convencido que existió malversación, pero ese dato no fue ni de lejos la causa principal de la crisis bancaria. Olvidan, además, las devaluaciones continuas de la moneda y la impresión inorgánica habitual de los gobiernos (no solo el de Mahuad). Curiosamente, la banca serrana siempre sabía con antelación cuando venían las devaluaciones (deben ser mejores adivinos que banqueros) y se fondeaban en jugosos dólares para recuperar capital y patrimonio… eso por no hablar de las concesiones del borjismo a cierto banco quiteño donde se guardaba una muy importante porción de la reserva monetaria… en fin, si la estrábica, cuasi Kirtsneriana visión de la historia de estos señores es el modelo que se impone, no me extrañaría lo más mínimo que mañana nos intenten convencer de que Olmedo, y Alfaro eran, en realidad, Chullas de casta y cepa .

Me voy a dormir, que por hoy he tenido suficiente dosis de majadería… mañana más…

Juan Montalvo dijo...

Un momento, quizás me quede un ratito para responder a una majadería más: el tema de las migraciones internas y los afiliados al IESS: típico pensamiento de burócrata funcionario estatista evaluar el empleo y el trabajo en base a los afiliados al IESS: A Guayaquil vienen migrantes por las OPORTUNIDADES DE PROGRESAR que les ofrece el dinamismo de una ciudad que les acoge y les permite labrarse un futuro: algunos entrarán a trabajar en empresas que les afilien, otros solicitaban que no se les afiliara y que se les diera el monto correspondiente a ellos (a mi me a pasado recibir personas que querían cobrar de esa manera porque no se sentían seguros sobre lo que pasaba con sus aportes en una entidad quebrada, y era yo, desde una posición de empleador, quien tenía que decirles que así yo al menos no contrataba a gente y que la afiliación se daba empezando desde el primer día), otros, los muchos, se labran un futuro de forma autónoma poniendo una tiendita, vendiendo chicles, fritangas, carretilleros, recogiendo chatarra o qué se yo… Sin afiliarse… En fin… que de verdad tengo sueño.. Mañana seguiré… a lo mejor incluso con un post.

Anónimo dijo...

Vamos por partes JM. El Estado es una forma de organización de una sociedad que vive bajo una misma nación. En este sentido, el Estado representa una forma que todas las sociedades modernas han adoptado para propender el bien común. Los impuestos no son un regalo que los individuos hacen al Estado si no un pago por el derecho a vivir en esa sociedad y por los beneficios que la misma presta al individuo atraves del Estado, más alla de que este funcione bien o mal. No es que un ciudadano paga los impuestos para que unos centralistas (lease Quiteños en el argot regionalista) se queden con la plata. Esos impuestos sirven para pagar la energía eléctrica (que los guayaquileños están entre los que más trampean su pago y el caso de emelec es emblemático), las carreteras, las fuerzas armadas, los profesores de la educación pública, el sistema de salud pública, las inversiones en infraestructura, el sistema judicial, la policia, transferir a los municipios los presupuestos (incluido el de Guayaquil claro)y un largo etc. Luego esos impuestos sirven para pagar esos gastos y en tanto somos usuarios de uno o varios de esos servicios y beneficios (por malos que sean) el dinero que pagamos por eso no es nuestro sino del Estado (poniendolo a nivel de ejemplos peregrinos: si yo me pego la biela y pago un dolar por ella, el dolar no es mío sino del vendedor y no puedo "donar" 25 centavos de ese dolar para que mi pana se compre zapatos nuevos, por mucho que esten bacanos o que los necesite). Lo terrible de la "donación" del impuesto a la renta es que el Estado no deja de tener las obligaciones de siempre, pese a que se le quite la posibilidad de orientar ese cuarta parte del impuesto a la renta hacia los sectores de mayor necesidad o a cumplir con esas obligaciones (el ingreso permanente que es el de impuestos va a financiar gasto corriente, por ejemplo presupuesto operativo de la policía, el ejercito, los maestros, personal médico, etc. cuya mayor concentración se encuentra presisamente en Guayaquil). Esto esta mal, claro que no solo para Guayaquil sino para todo el país, y se dieron aberraciones graves como el caso del malecon 2000 en Guayaquil, que es una hermosa obra, o las donaciones que se hicieron para la corporación Vida para Quito, que también hizo buenas obras. El problema no está en si las obras son bonitas y bien hechas o no, ni en si los procedimientos fueron transparentes o si hubo corrupción o no. El problema es que la sociedad ecuatoriana tiene necesidades más apremiantes que aquellas a las cuales se destinan estas donaciones. El caso de las universidades fue peor ya que muchas de ellas empezarón a ofrecer uno o dos cupos para posgrados a las empresas a cambio de la donación de los impuestos (con lo que resulta que la sociedad ecuatoriana les estaba financiando becas carísimas, 20 o 30 veces el costo de la colegiatura, para estudiar posgrados a dos o tres empresarios). Esto altera completamente la posibilidad de organizar adecuadamente los recursos de la sociedad.

El resto de municipios se quejaron porque no les dieron el mismo derecho, es decir o todos en el suelo o todos en la cama era su justo reclamo. Hay muchos empresarios, como los de EL Oro, que alguien ponía de ejemplo, que viven y trabajan en todo el país y querían aportar para sus propias ciudades de origen.

La lluvias, las inundaciones, el fenomeno del niño, etc., son fenómenos naturales que se conocen desde siempre (al menos desde que hay registros históricos, más de 400 años). Luego el hacer las inversiones en zonas sujetas a esos fenómenos recurrentes no puede ser calificado más que como una estupidez. Respecto a lo de los recursos por migajas, esto, aparte de que no es cierto, ejemplifica lo dicho anteriormente: no hubiese sido mejor, en lugar de hacer un hermoso malecón 2000, hacer obras para controlar las inundaciones? Pero más alla de eso,la sociedad ecuatoriana, a través del Estado, le ha asignado enormes cantidades de recursos a obras de control de flujo de los ríos de la costa desde hace décadas, que han sido manejados por CEDEGE, CRM (creo que así son las siglas) y desde hace algunos años CORPECUADOR, y en donde ha habido innumerables denuncias de corrupción. Han sido miles de millones de dolares destinados a proyectos hídricos que no han dado los resultados esperados (poza honda, el riego de la peninsula de Sta. Elena, el Daule-Peripa, y el último y famoso Carrizal-Chone son solo unos ejemplos), principalmente por el mal manejo que se ha hecho de los dineros. En cuanto a las vías, no existen en el país mejores carreteras que las de la provincia del Guayas, hechas con el dinero del Estado (no existen vias que puedan autofinanciarse en el Ecuador). Aunque hay que anotar que para la vialidad de Manabi el Estado ecuatoriano ha asignado suficientes recursos en los últimos 30 años como para que en esa provincia existan las mejores
vías de sudamérica y no las que tienen ahora.

Respecto a los banqueros, desinformado amigo JM, el problema no fue solo que hicieron malas inversiones sino que, además, hicieron inversiones fraudulentas, prestándose a si mismos el dinero de los depositantes sin ninguna garantía real. Para ello usaron una pleyade de empresas fantasmas, firmas de papel y testaferros. Lo hicieron directa y descaradamente en unos casos y triangulando en otros (triangulación: yo le presto a tu empresa y tu le prestas a la mía, así evadimos los controles). Pero no solo eso ya que si hubieran hecho buenas inversiones productivas con 8000 millones todo el país estaría muy bien, el dinero de los préstamos se lo farrearon en lujos y empresas de fachada ("el edificio más alto de la costa del pacífico", lujosas oficinas, 20 secretarias que parecían modelos, gerentes con sueldos millonarios, y nada de ventas reales). Esa fue la causa de los problemas, no el Estado ni el fenomeno del niño o la mancha blanca.
Respecto a los banqueros quiteños,y algunos guayaquileños, orenses y cuencanos, sin querer decir que sean unos santos, tubieron mejor criterio y más respeto para manejar la plata ajena. Pese a vivir en el mismo país sometidos a las mismos fenómenos naturales y a los mismos manejos equivocados del Estado, (y en el caso del bco Pichincha, ademas a los reiterados intentos de banqueros y empresarios guayaquileños por hacerlo quebrar en base a rumores) no quebraron.

En cuanto a los adivinos de las devaluaciones, solamente le hago una sugerencia, prejuiciado JM, revise cuantos ministros de finanzas, gerentes del BCE, presidentes de junta monetaria y presidentes de la república en los últimos 30 años han sido guayaquileños (costeños en general) y relacionados con que bancos y grupos económicos y cuántos quiteños. Revise además cuantos de ellos han estado relacionados con escándalos financieros y de corrupción y de que origen son (me refiero a las vinculaciones a grupos económicos más que al origen geográfico).
Por otro lado desde antes de la crisis ya estaba vigente la ley que obliga al estado a mantener los depositos por igual en entidades de la costa y de la sierra, así que lo de culpar a que el Estado no les depositaba a los bancos de la costa y que por eso quebraron es una falacia.

Respecto a los movimientos migratorios una acalración: las afilicaciones al IESS no son un indicativo de los flujos migratorios, son un indicativo de la predisposición o no de cumplir las leyes y normas que rigen a cualquier sociedad civilizada. Las sociedades que menos progresan son las menos dispuestas a acatar leyes y normas, las más indisciplinadas. Refleja también la situación precaria de la mayoría de los trabajadores de una región, que refleja a su vez lo que esa región concive como modelo de desarrollo o de organización productiva y social. Los autoempleados y los microempresarios también pueden, y sería lo mejor para ellos, afiliarse al IESS. Una ciudad con un millón de personas en la pea (por decir un número)que tiene afiliadas al sistema de seguridad social solamente a la tercera parte de ellas, tiene un problema grave a futuro y demuestra una precariedad laboral altísima, eso aquí y en cualquier ciudad civilizada del mundo es una situación sumamente preocupante.

A. Arias

Anónimo dijo...

Longos hijos de puta háganle un favor al Ecuador y muéranse todos.

Juan Montalvo dijo...

Amigo Arias,
Te recomiendo que leas el post Nuevo donde respond tu comentario anterior con algo más de detalle. Sin embargo, tu comentario nuevo merece algunas apreciaciones adicionales (no sé cual ha sido la película que te has montado en tu mente, pero desde luego poco tiene que ver con la historia del país):

“lo de culpar a que el Estado no les depositaba a los bancos de la costa y que por eso quebraron es una falacia.”

Sigues sin leer lo que escribo. Nunca he culpado de la quiebra de bancos costeños a los depósitos del Estado, dije que en el Borjismo, la solidez de ciertos bancos serranos mejoró gracias a esos depósitos y a algunos procesos adivinatorios de devaluación muy sospechosos. Además, quebraron bancos de todas las regiones: Landes, Peñafiel, los del Azuay… Además, hay bancos de la costa (el BG, el de Machala, Bolivariano…) que siguen tan sólidos o mas que el del Pichincha.
“Las sociedades que menos progresan son las menos dispuestas a acatar leyes y normas, las más indisciplinadas.”
Veamos: Cuba, Corea del Norte… ¿son ejemplos de sociedades indisciplinadas indispuestas a acatar normas, o ejemplos de evidente progreso…? ¿En qué planeta vives? Las sociedades que más progresan son aquellas que respetan las libertades individuales tanto que los ciudadanos son capaces de ejercer la rebelión en contra de leyes absurdas y abusivas.

“Los autoempleados y los microempresarios también pueden, y sería lo mejor para ellos, afiliarse al IESS.”

Pues a juzgar por cuantos de ellos se animan a autoafiliarse se ve que no piensan como tu y no creen que eso de afiliarse sea “lo mejor para ellos”. Debe ser que tu sabes más que ellos lo que les conviene.

El tema de los ministros y presidentes costeños relacionados con casos de corrupción me parece lamentable, pero mejor te pregunto yo a ti: ¿Quién puso a esos Presidentes: la costa o la sierra? Revisa los resultados de las elecciones desde Abdalá en adelante. El candidato más votado en Guayaquil fue siempre el perdedor. Los Presidentes, los gobiernos nombrados por éstos, y por tanto sus funcionarios, fueron elegidos por la sierra.
En fin…

Alfredo V dijo...

Señores Anónimos (2) y absurdamente regionalistas.

Basta de prejuicios, la historia solo nos recuerda el círculo vicioso en el cual hemos caido (ustedes y nosotros), cuales perros del hortelano. Eso resuelve las cosas?, NO POR SUPUESTO QUE NO.

Es por eso que no veo otra salida que establecernos como Estados Federados para que cada quien marque su propio destino y ejerza sus derechos de ciudadanía cumpliendo deberes y obligaciones para con la sociedad.

Esto se aplica desde hace mucho en España, Brasil, Venezuela, EEUU, etc. sin ningún problema de división o cosa parecida.

Automotive Engineering dijo...

Que es esa guevada ... suerte que Tu blog no tienen trascendencia .. no dice nada.... puede ser un error de interpretación de parte del libertario .. punto... no hay nada que aporte ASI sea que saque cifras . y lo que sea igual con esto te resumo todo.. CORREA SABE QUE LA BURROCRACIA ESTA CAGANDO TODO ..dos seguro que el quiere centralizar los poderes(sarcasmo) ojala que el nebot se apure a dotar de agua a todos .. por cierto algunas concesiones del malecon(adoquines) le dieron a un familiar cercano).. creo que debes de escuchar mejor los informes semanales auqneu el odio te ciegue .. upp creo que seria muy cruel con la gente correa corrigiendo ciertos puntos qeu algiunos analistas/criticos/oposicion dicen por los medios..y por cualquier medio de comunicacion .. es una estupidez tu blog cualquier cosa para subir ..

Automotive Engineering dijo...

en serio propone el debate ABIERTO.. CERCANO O EL MISMO TIEMPO QUE TIENES PARA SUBIR PENDEJADAS UTILIZALO PARA BUSCAR UNA MANERA PARA QUE LA GENTE DEBATA SEA OPOSICION O NO .. QUE PENA TU BLOG CAGUON ...

Automotive Engineering dijo...

UNOS DE LOS AFECTADOS SOY YO HIJO DE PUTA... POR ESE BUEN MODELO DE DESARROLO ESTOY EN ARGENTINA DONDE GANO 600 DOLARES .. DE SUELDO CON SEGURO Y TODO ...O CREO QUE SERAS UNOS DE LOS PERJUDICADOS DE LAS DEPURACIONES.... PUEDE SER CUALQUIER COSA...

Automotive Engineering dijo...

NADIE DICE TAQMPOCO POR QUE QUITO NO DIJO NI PIO Y SE PUSO A TRABAJAR ... EN LAS AUTONOMIAS.. ES DECIR TU GIEVADA NO TIENE CONSISTENCIA EN LO QUE PROPONES.. POR QUE NO SE PONE A TRABAJAR ESE CARA DE VERGA DE NEBOT Y NO PIERDE EL TIEMPO EN GUEVADAS ...

Juan Montalvo dijo...

“UNOS DE LOS AFECTADOS SOY YO HIJO DE PUTA... POR ESE BUEN MODELO DE DESARROLO ESTOY EN ARGENTINA DONDE GANO 600 DOLARES .. DE SUELDO CON SEGURO Y TODO”

Realmente lamentable tu situación, pero te voy a dar una noticia, hijo de tu madre, me temo que no eres una victima de ningún modelo de desarrollo, sólo un amargado más que no sabe a quien echarle la culpa de las cosas que suceden en su vida.

En todo caso, del único modelo que podrías ser víctima es del Estatismo Mercantilista, un sucedáneo del socialismo recalcitrante, que es la única pendejada que se ha implantado en Ecuador.
No voy a censurar tus comentarios: hablan mucho más de quien los escribe.
Salúdame a un par de minas.

Related Posts with Thumbnails